Principios para establecer metas


Queremos pasar a compartir una guía de principios para el establecimiento de metas. Esta guía es aplicable para todas las facetas de mi vida, tanto en el área personal, familiar, ministerial, laboral, etc.

Para lograr tus metas tienes que persistentemente concentrar tus pensamientos, prioridades y energía en ellas sin distraerte.

Dr. Harold Finch

Una meta es la declaración de un deseo nuestro de cómo anhelamos que sean las cosas en un determinado tiempo futuro, sobre la base de He. 11:1, una meta es una declaración de fe.

Debemos aprender a diferencia entre un propósito y una meta. Un propósito es un objetivo, un rumbo que queremos lograr, alcanzar pero que no necesariamente es medible, por el contrario la meta es un suceso en el futuro que es realizable y medible.

El primer paso en el éxito de alcanzar mis metas está en tener éxito de saber formularme las metas de una manera apropiada. Queremos compartir contigo unos consejos de cómo formularte metas:

  1. Las metas debe de escribirse. Cuando las escribimos nos obligamos que las mismas penetren hasta nuestro subconsciente de manera permanente. Lo que se anota no se olvida, dice un viejo adagio.
  2. Las metas tienen que ser específicas. Las metas deben de ser específicas porque necesitamos que sean medibles. Si el blanco no es claro no podremos saber si estamos avanzando y cuánto nos falta para llegar.
  3. Las metas tienen que tener fecha límite. Es necesario marcar un final para que eso nos ayude a determinar nuestro éxito o no, si no ponemos límite a nuestras metas es como jugar un campeonato mundial de futbol sin tiempo. ¡Qué desastre sería!
  4. Las metas tienen que ser personales. Cada cual debe ponerse sus propias metas; nadie puede formularse metas en vez tuyo, ni viceversa. No puedo formular metas cuando el resultado de las mismas no depende de mí.
  5. Las metas tienen que ser tanto a corto como a largo plazo. Las metas a corto plazo son los escalones para llegar a la meta de largo plazo. Me proveen de una herramienta de evaluación del avance de la meta.
  6. Las metas tienen que ser posibles. Las visiones imposibles se hacen realidad por medio de metas posibles. Vamos escalonando hasta llegar a lo que en un principio veíamos inalcanzable.
  7. Las metas tienen que ser audaces. Con esto queremos decir que nos tiene que desafiar a algo mayor. La audacia se aplica buscando la gloria para nuestro Dios, no para promovernos, esto me lleva al siguiente punto.
  8. Las metas no deben de ser avaras. La avaricia es pecado delante de Dios, cuando mis metas buscan la gloria propia en vez de la de Dios perdemos el beneficio de su dirección y poder.
  9. Las metas tienen que ser positivas. Cuando las metas son positivas mis pensamientos y acciones serán de igual manera positivos, esto colabora en el amor fraternal entre los hermanos en Cristo. No puedo formularme metas en detrimento de mis hermanos.

Toma esto como una guía para tu vida, practícalo y podrás ver que será más fácil evaluar el avance en tu vida como creyente.

Anuncios

Un comentario en “Principios para establecer metas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s